Ruta Villanueva de Las Cruces

 

1.- VILLANUEVA DE LAS CRUCES.- 18, 19 Y 29 DE ENERO.-

Empezamos el año 2013 con una salida a Villanueva de las Cruces, invitación del Club Aire Libre Huelva, se celebra la Fiesta en Honor a su Patrón San Sebastián donde se enciende “La Candela”, como curiosidad, comentar que dura encendida unos quince días aproximadamente.

No es la primera vez que asistimos a esta fiesta ya lo hicimos en dos veces anteriores y como nos gustó, repetimos algunos y otros por primera vez, tenemos aparcamiento, luz y toma de agua, muy agradable el lugar y el tiempo acompañó a veces, ya que nos llovió y algo de frio, hemos estado por el Club, 11 autocaravanas con un total de 22 adultos, buena asistencia, el personal tiene ganas de salidas y rutas, eso es bueno.

 

Viernes día 18.-

Nos citamos los que salimos de Málaga en el lugar de costumbre Venta Cotrina, por la mañana, con la idea de estar a la hora de comer en el Recinto de la Ermita de Chucena, allí nos citamos con los demás socios que tiene salida de otros lugares. Llegada y comida, sacamos nuestras mesas y sillas y cada uno de lo que llevaba en sus neveras y despensas.

Con la llegada de los demás. Salimos dirección Villanueva de las Cruces sobre las cuatro y media de la tarde, con llegada al lugar sobre las seis, nos esperaba Sebastián del Club de Huelva, que nos fue indicando donde colocarnos en el aparcamiento y como podíamos tomar luz.

Una vez instalados damos una vuelta por el lugar y encargamos, juntamente con el Club anfitrión, carne para una barbacoa el sábado, pagaremos a escote entre todos, tomamos unas cañas y tapas, hacemos hora para escuchar el Pregón de la Fiesta, elección de Misses y ver a “Los Lanzadores”, su baile y música. Después de estos actos a encender “La Candela”, frente al Ayuntamiento, que lo hace el pregonero, cantidad de troncos enormes que arden en un momento, había una brisa que acompañó al encendido, para reserva y conservación del fuego hay montones de troncos de encina que una máquina arrima cuando hace falta, así se conserva durante el tiempo que digo al principio. La noche estaba fría, así que nos fuimos yendo hacia las autos y a dormir.

 

Sábado día 19.-

Desayuno en el lugar, diana musical a cargo de una charanga procedente de Bollullos, que nos despertó con música y pasacalles. Nos preparamos para asistir la Misa solemne en Honor del Patrón y a presenciar la procesión del Santo, el día amaneció entre nubes y claros, pero en el transcurso de la mañana se estropeó y se nubló y empezó a llover justamente cuando tenían que salir de la iglesia en procesión, así que después de la Misa y en la misma iglesia se hicieron todos los actos, procesión interior, baile de “Los Lanzadores”, y subasta de las esquinas del trono del Santo, además de veinte ramos de flores, calculamos que se recogieron alrededor de tres mil euros, después los ganadores de las pujas fueron los que llevaron a San Sebastián a su lugar en la Iglesia. Echamos de menos a los cazadores con sus escopetas disparando al paso del Santo.

Siguiendo con los actos, es costumbre el regalar a todos en el Ayuntamiento, una naranja y un bollo de pan.

Nos vamos con nuestra naranja y nuestro bollo al lugar donde estamos aparcados, se preparan las barbacoas y los fuegos para empezar a preparar la comida, se preparan las mesas y sillas que cada uno traía en el interior de la antigua nave donde existía en años anteriores una Escuela Taller, abierta y prestada para nosotros.

Y a comer, fueron saliendo chuletas, chorizos, de dos clase y hechos en el pueblo, costillas y todo lo que cada uno arrimaba de su despensa particular, se pasó un buen rato y no sobró nada de lo que se compró.

Como la tarde es larga y el tiempo estaba medio bien, de la mano de Sebastián damos un paseo, casi ocho kilómetros, hasta el sitio donde organizan la Romería, con casetas y una Ermita provisional, que por lo visto debido a la falta de presupuesto. Descanso y a la hora de la cena dispusimos en la nave unas tapas que cada uno iba sacando. Después dimos un paseo por el pueblo para bajar la comida y ver la hoguera.

 

Domingo día 20.-

Desayuno en el lugar, y de nuevo con nuestro guía, aunque llovía, nos llevó al campo de su padre a las afueras del pueblo, nos regalaron naranjas del huerto. Hicimos hora para la comida que ofrecían en el pueblo, paella, al precio de tres euros por plato, reservamos mesa, comimos todos los que íbamos, arrimamos nuestro vino aunque también se pidieron cervezas y alguna que otra ración, todo a precio módico.

Terminada la comida de nuevo en las autos se empezó a preparar la salida, unos para sus lugares de destino y otros, con más suerte, hicieron una ruta hasta el jueves que llegaríamos a Alameda, lugar donde se celebrarían las Asambleas del Club.

 

Un buen fin de semana, el tiempo variable, que jugó una mala pasada a los festejos del lugar, tanto los socios de nuestro Club como los de Huelva lo pasamos muy bien, hubo unión y camaradería, compartimos todo, tanto las comidas como las cenas, así como la barbacoa que se preparó, abiertos para otro año.

 

Hemos estado en Villanueva de las Cruces:

Miguel y Toñi—Angel y Maricarmen—Antonio y PaquiTu—Pepe y Maricarmen—Rafael y Rafi—Joaquín y Gloria—Andrés y Araceli—Enrique y PaquiMe—Fernando y Anamari—Enrique y Lourdes—Roberto y Toni.