Acampada en Manzanilla

Hemos asistido a esta Acampada de Manzanilla previa invitación de los Clubes organizadores, Aire Libre Sevilla y Aire Libre Huelva, con esta han sido dos las salidas que hemos tenido en este mes de Enero, antes de la Asamblea General Ordinaria, en la que se da cuenta del Calendario de Salidas-Rutas y Acampadas.

La Acampada ha tenido lugar en el llano de la Ermita Virgen del Valle, cedido por la Hermandad, contaba con agua y servicios. El tiempo ha sido magnífico, aunque fresco, menos mal que la organización se llevó leña, ya que por la noche hacía frío, se encendió una gran hoguera y alrededor de ella pudimos aguantar algo. Del Club hemos asistido a esta Acampada 7 autocaravanas, lo que hacen un total de 14 adultos, buena cifra dado la proximidad de estas salidas.

Día 29.- viernes.

Salimos algunos socios por la mañana con la idea de llegar al mediodía a Manzanilla, y comer en restaurante del lugar, ya había algunas autos de Sevilla. Buscamos sitio donde comer, bien de precio y variado menú, Manzanilla Bar.

Volvemos a las autos y a esperar a los demás, tanto de un Club como de otro, saludos y comentar lo que fue el año anterior. Más entrada la tarde volvemos al pueblo, muy cerca de la Ermita de la Virgen del Valle, vueltecita, tomar café y sobre las ocho y treinta volvemos al lugar de acampada. Hacía frío y no apetecía comer en la calle, así que cada uno se fue a su auto para esperar el sábado.

Día 30.- sábado.

Desayuno en el lugar y a las diez y media de la mañana salimos dirección La Palma del Condado, en coches y autos los que íbamos a visitar las Bodegas Rubio, donde se hace toda la gana de brandy Luis Felipe. Visita guiada, bodega pequeña, ya que la producción es solo de brandy y vinagre de alta calidad. Después degustación de brandy Luis Felipe, la botella más barata cuesta 62 euros. Muy bueno, buen sabor, tanto el brandy como el licor que ofrecieron.

Después nos dirigimos a Manzanilla para visitar la Bodega-Cooperativa de la villa, en esta ocasión vino Mosto, Solera y Pedro Ximénez, también con degustación incluida, los productos muchos más baratos que en la anterior.

Llegada al lugar de Acampada, donde el Club de Sevilla estaba preparando lo que sería la Comida de Hermandad, Callos con Menudo, se dispusieron todas las mesas a lo largo y los tres Clubes en camaradería y amistad terminamos con la perola de la comida preparada, muy buena. Café y siesta.

A las seis de la tarde estaba prevista la visita a la Ermita de la Virgen del Valle, y una Ofrenda de Flores por parte de la organización.

Terminada la visita, los que quisieron de nuevo a pasear por la villa, tomar café, hacer algunas compras y vuelta al llano donde el Club de Huelva ofreció un caldo, que se apetecía y se tomó con agrado, ya que la temperatura había bajado con respecto al día. Hicimos hora para la “Queimada”, que preparó nuestro amigo Manolo, todos alrededor del fuego y al calor de la hoguera y de la sartén con el orujo. Pasamos un buen rato, hubo sevillanas y otros cantes, hasta que cada uno se fue retirando a sus casas.

Día 31.- domingo.

Desayuno en el sitio, casi todos se fueron a una visita guiada por el pueblo, el Presi y Ángel a trabajar en la comida del mediodía, paella de conejo, solo para los del Club, no había para más, ya que los conejos se los regalaron a Ángel y eran solo tres. Otra vez tuvimos suerte, salió buena.

Después de comer y tomar café, preparación para la salida, sobre todo nosotros, ya que tanto los amigos de Sevilla y Huelva, tenían sus destinos muy cerca.

Buen fin de semana, buen tiempo como ya comentamos al principio, hubo buena convivencia, buen rollo entre todos, ya que hay una gran amistad con todos los socios de los dos Clubes, al igual que con todos de Andalucía y del territorio español, en definitiva una buena acampada, muy tranquila, aunque con mucha actividad, sobre todo en la jornada del sábado.

Hemos estado por parte de nuestro Club:

Miguel y Toñi—Andrés y Araceli—Ángel y Maricarmen—Pepe y Maricarmen—Vicente y Mª Jesús—Paco y Conchi—Pakuly y Maricarmen.