Camping El Cortijo – Ronda

Primera salida después de las vacaciones de verano, que esperamos hayan sido buenas para todos, bien por España o por el extranjero, y para los que no hayan podido salir, otra vez será.

Esta salida es tradicional en el calendario de actividades del Club, y como en anteriores ocasiones se hace en la localidad de Ronda, camping “El Cortijo”, ya que hasta ahora nos han tratado bien y podemos hacer nuestras comidas y disponer del mismo para lo que queramos. También se ha aprovechado la asistencia de un buen número de socios para celebrar una reunión, con el objeto de tomar acuerdo sobre la compra de un ordenador, propiedad del Club, que se destinará a la conservación de la página web, ya que nuestro webmaster, Arturo, por problemas de enfermedad no puede seguir con la responsabilidad de la misma.

La asistencia a esta salida ha sido bastante buena, ha habido un total de 27 autocaravanas, 59 personas adultas y 5 niños, creemos que es aceptable por ser la primera después del verano.

Viernes.- día 14.-

Desde la mañana se fueron acercando al camping, aunque ya hubo algunos socios que durmieron en el recinto ferial la noche del jueves, y aprovechar para hacer las compras pertinentes para la comida que ofrece el Club. Como ya decimos durante el vienes llegaron casi la totalidad de los socios, algunos por la mañana con la idea de comer en el camping. La comida del mediodía fue por gentileza de Pepe y Mari con motivo de su santo, consistió en unas “manitas de cerdo” con patatas, hubo para todos.

Durante la tarde siguieron llegando socios completando casi la totalidad de los asistentes, la tarde se pasó haciendo de todo, unos dedicados a limpiar y preparar las autos después de las vacaciones, hubo parchís, paseo por los alrededores, etc…, como es habitual en este tipo de salidas.

Al atardecer y cuando oscureció, se prepararon unas tapitas, cada uno aportó lo que llevaba y se improvisó una cena, después de las charlas y los coloquios habituales, a dormir.

Sábado.- día 15.-

Desayuno en el lugar, unos en las autos y otros decidieron hacerlo en el restaurante del camping, más bien les fue mal, casi todos venían renegando del servicio. A partir de ahí, el Presi se dedicó junto a los “pinches” habituales a preparar lo que sería la comida que ofrece el Club, Paella mixta, con costillas, magro, gambas y mejillones. Los demás a continuar con sus limpiezas, arreglos y demás asuntos en las autos, a pasear, charlas y a contar como les fue los viajes que realizaron.

Se prepararon las mesas en medio de una calle, que previamente se había instalado dos toldos para que hubiera más sombra, y a comer, se sirvió la paella, seis kilos de arroz, no sobró ni un grano, señal de que también acertamos en su ejecución, además regado con cervezas y buen vino, que más se puede pedir.

La tarde a lo mismo que la anterior, juegos, siesta, piscina, etc…, y a partir de las seis nos reunimos en la misma calle con el toldo, donde se aprobó por la mayoría de los asistentes la compra del ordenador para la conservación de la página web del Club, también el Presidente dio cuenta de la problemática suscitada por el Ayuntamiento de Vélez-Málaga, el Calendario de Actividades y una breve charla/reflexión sobre la situación actual del Club, sin problemas en ninguno de los puntos expuestos.

La noche igual que el día anterior, cada uno preparó lo que llevaba, los que quisieron, ya que algunos prefirieron comer en sus autos o en su parcela. La velada se prolongó hasta tarde, más las damas que con el parchís prolongaron la velada hasta altas horas.

Domingo.- día 16.-

Desayuno en el lugar, nunca mejor dicho, porque casi nadie desayunó en el restaurante, tras lo vivido el día anterior. Después había pensado preparar una comida, que la pagaríamos entre todos, consistente en “Costillas adobadas con patatas”, el encargado en esta ocasión sería Pepe Gago ayudado con un@s poc@s pinches, sobre todo en el pelado de las patatas.

La comida también resultó un éxito, tanto como las costillas que no se le echaron al guiso, que se hicieron a la plancha como tapita, no sobró de ninguna de las dos cosas, en este Club se come bien y además con apetito, que es lo bueno, así los cocineros siempre tienen ganas de deleitarnos con cualquier guiso, siempre saldrá bueno y siempre no sobrará nada.

A los postres, también por gentileza del Club y con la preparación en esta ocasión por Elvi, nos tomamos un arroz con leche para chuparse los dedos.

A partir de aquí, cada uno fue recogiendo y salir hacía los lugares de destino, la salida fue escalonada y varios nos quedamos a pasar la noche en el recinto ferial de ronda, dar un paseo por la ciudad y tomarnos unos raciones de pescado frito.

Para terminar, comentar que la salida transcurrió como estamos acostumbrados, sin problemas de ningún tipo, cada uno hizo lo que mejor le pareció, se pasó bien, se comió mejor, y todos, en esta ocasión al parecer salimos contentos, además de que el tiempo acompañó aceptablemente durante todo el fin de semana.

Estuvimos en Ronda:

Miguel y Toñi—Pepe y Mari—Antonio y PaquiTu—Enrique y PaquiMe—Pepe y Anamari—Andrés y Araceli—Pepe y Alicia—Angel y Maricarmen—Santiago y Mari—David, Elvi y Miguel—Paco y Maricarmen—Manolo, Loli y sus hijas, yernos y nietos—Gabriel y Lourdes—Fernando y Lola—Juan Alfonso y Maricarmen—Rafael y Rafi—Paco y Antoñita—Ismael, Esther y Miguel María—Roberto y Toni—Antonio, Mariloli, madre, Estela y Estelita—Adolfo y Angeles—Fernando y Anamari—Luis y Tere—Antonio e Isabel—Miguel y Antonia—Cristina—Fernando y Rosa—José María y Mª Angeles s/c.